Pintar el suelo

Ahora que hemos elegido la pintura y hemos preparado la superficie, procedemos a aplicar la pintura. 

La recomendación inicial es seguir las instrucciones del fabricante de la pintura, si bien parece obvio, en muchos casos la gente olvida lo importante que es leer las instrucciones. 

Consejos prácticos:

1. Corroborar la cobertura por envase y el área preparada

Para productos reactivos, es decir de 2 o 3 componentes es fundamental asegurarnos que hemos preparado el área que cubriremos con una unidad mezclada y de no ser así tratar de mezclar parcialmente para poder obtener el mayor rendimiento a nuestra lata de pintura y no desperdiciar material, recomendamos marcar con una tiza áreas para medir los metros así no estirar o quedarse corto de pintura, de esta manera podemos ir midiendo el rendimiento y actuar en consecuencia . Tenga en cuenta que si tiene que hacer 2 manos tendrá que mezclar parcialmente la lata.

2.  Tener las herramientas correctas a mano

Si bien parece otra obviedad es importante tener todos los elementos necesarios (Mezclador, bandeja aplicadora, Rodillo con mango extendible, rodillo de repuesto, pincel o brocha, agua o disolvente) especialmente cuando hablamos de productos reactivos como la pintura epoxi.

3. Revisar los plazos de curado

Corroborar los plazos de curado y saber cuanto tiempo debemos tener la zona inutilizada será clave para no tener problemas luego. El fabricante estipula plazos de curado a temperatura y humedad constante, en la práctica esto es muy difícil de replicar, por lo que siempre tenemos que tener un margen en relación a lo que el fabricante establece en su ficha técnica. 

4. Aplicación:

Si el producto es una pintura reactiva, es decir de 2 componentes (pintura epoxi)lo ideal será que una vez mezclados ambos componentes, se vierta el contenido de la lata en una bandeja lo más grande posible de manera que el espesor sea bastante pequeño así el producto disipará el mejor el calor y así extenderá su vida útil. En caso de ser más de una persona aplicando, podemos verter el producto directamente sobre el suelo y extender. La aplicación debe hacerse presionando bien el rodillo extendiendo bien la pintura evitando pasar el rodillo varias veces por el mismo lugar, así lograremos la cobertura estipulada en el envase. 

Es importante que una vez se haya comenzado el proceso de secado, no volvamos a pasar el rodillo, usted observará una diferencia de tono en la pintura y es porque el material se irá secando. 

La aplicación de una segunda mano debe hacerse acorde a las recomendaciones del fabricante y en la mayoría de los casos antes de 24 horas así nos aseguramos que la segunda capa se adhiere bien a la anterior, de lo contrario es muy probable que para realizar una segunda mano haya que lijar suavemente la primer capa.

5.Curado:

Recuerde que los plazos de curado citados por los fabricantes siempre estipulan una temperatura y humedad relativa constante, las condiciones de aplicación a las que usted aplicará el material son diferentes y puede haber una diferencia, es importante tener en cuenta esto y especialmente no aplicar el producto si las temperaturas están por debajo de los mínimos estipulados por el fabricante (usualmente 10°C).

6. Durante los primeros 7 días:

Si bien los revestimientos pueden aceptar tránsito y paso de vehículos después de 24-48hrs hay que tener en cuenta que lo que ha secado es la capa superior, mientras en su interior el revestimiento está húmedo. Los movimientos bruscos y el arrastre de palets puede desprender la pintura. Durante los primeros 7 días se recomienda no lavar la superficie así evitamos que haya una pérdida de color.

VOLVER.jpg